lunes, 5 de septiembre de 2011

Y tu te vas a llamar....

Es cierto que a veces encontrar nombres para especies nuevas es un poco difícil, como decía el tío de Peter Parker ‘un gran poder, conlleva una gran responsabilidad’, pues bien, muchos de ellos optan, en un alarde de egocentrismo, por ponerle parte de su nombre a dicha especie y que así sean recordados por los siglos de los siglos.
Otros optan por someterlo a votación popular en algún blog o página web dedicada a ello, con los riesgos que esto conlleva, no vamos a recordar lo que le pasa a TVE todos los años con el festival de Eurovisión, siempre se te puede colar un Jhon Cobra.
Y luego, como en todo en esta vida, están (o estamos J ) los frikis, que ponen los nombres atendiendo a su parecido con personajes ficticios. Este es el caso de una nueva especie de hongo hallado en Malasia en 2010 bautizada como ‘Spongiforma squarepantsi’’ en honor a Spongebob Squarepants, es decir, Bob Esponja. 






Según los científicos porque tiene un gran parecido con las esponja más famosa de la televisión. A diferencia del personaje, esta tiene un color naranja y según dicen, un aroma afrutado…… seguro que en las tómbolas no la tienenJ.
Pero no es el único caso, el científico Robin Moore, de Conservación Internacional (CI), comentó sobre el sapo de nariz aguileña ‘Es uno de los anfibios más extraños que haya visto jamás. Su nariz larga y afinada en forma de hocico me recuerda al vil Sr. Burns, de la serie televisiva Los Simpsons’, y la verdad es que algo de razón tiene.


Fue encontrado en la selva tropical de Chocó en Colombia y son bastante peculiares. Se saltan la etapa de renacuajo, ponen huevos en el suelo de la selva y de ellos salen directamente como sapos jóvenes. Sólo se han encontrado dos individuos que medían dos centímetros de largo.

De igual forma, los murciélagos tienen entre sus especies a otro personaje, grande entre los grandes, ‘El Murciélago Yoda’ llamado también ‘Murcielago de la Fruta’. Lleva este nombre porque dispersa semillas de frutales por todo el bosque tropical. Estos mamíferos voladores pueden alcanzar los 40cm de largo, 150cm de envergadura y pasar 1 kg de peso.


Por último, tenemos el caso más asqueroso de los que os comento, ‘La Sanguijuela T. Rex’, que tiene la bonita costumbre de alojarse en los orificios de los mamíferos…..si sí…incluido humanos, de hecho fue encontrada en las fosas nasales de una niña, dónde estuvo viviendo casi 3 años…


Mide entre 3 y 6 centímetros y la mayoría de los infectados, son por bañarse en el río Amazonas, que claro, probablemente sea lo mejor que te puede pasar teniendo en cuenta que allí hay Anacondas…..

0 comentarios:

Publicar un comentario